fibwi.pngimprentabahia.pngcolegio.pngair_europa_ok_(1).pngcaixabank_logo_optimitzat_patrocini_cmyk_300dpi.pnglogo-fundacion-vertical-tp.pnglogo_balearia_png.pngblanca2negre2.jpginst_fertilidad_ok.png9_quiron.jpgalsa2.pngibacar.pngalua2b.jpg

 

PLATJA DE PALMA - EBA Grupo E

El Toni Servera dictará sentencia (84-82)

marin15029/5/11 - Llegados a este punto de la temporada, el de la eliminatoria definitiva, está claro que todos los protagonistas han hecho méritos para serlo. El Marín Peixegalego, pese a no partir como primero de su grupo, demostró ayer el porqué de su presencia en la ronda final.

Con las mismas armas que el Platja de Palma, su juego dinámico y poco dado a la especulación, y con los roles de sus jugadores perfectamente definidos, el Marín plantó cara en todo momento a los nuestros consiguiendo imponerse en el partido y rompiendo una racha de 14 partidos consecutivos sin conocer la derrota, desde el lejano enero en la pista de los menorquines del Alcázar. Eso sí, la mínima diferencia obtenida, los dos puntos del 84 a 82, deja todo en el aire para un partido de vuelta que promete emociones fuertes.

El Platja de Palma salía como una exhalación a la bonita pista de "A Raña" y en pocos minutos ponía la decena por medio, un 7 a 17, con Sanborn como protagonista principal. El tiempo muerto de Quino Salvo reconducía la situación para los suyos que poco a poco entraban en el partido hasta el punto de ponerse por delante finalizando el cuarto (22-21), antes de que un triple de Giménez devolviera la delantera a los insulares para cerrar el cuarto con un 22-24, que reflejaba la igualdad entre ambos equipos.

En el segundo cuarto aparecía uno de los protagonistas del partido. Toni Cañellas encadenaba cinco puntos consecutivos lo que junto a dos tiros libres de Alzamora, fruto de una antideportiva de Alonso, ponían de nuevo en franquicia el marcador para los nuestros con el 25-31 del minuto 4. Los de Maties Cerdà parecían decididos a romper el partido en el que ya se encontraban cómodos, pero 8 puntos consecutivos de la pareja de americanos del Marín, cinco de Schmidt y un triple de Olasumbo, volvían a poner a los suyos por delante. Las tornas habían cambiado y los locales de la mano de su estrella Olasumbo alcanzaban su máxima diferencia con el 39-33 después de un parcial de 14-2 que ponía a los nuestros contra las cuerdas. Dos tiros libres de San Emeterio enviaban el partido al descanso con ventaja local por 43 a 40.

La salida tras el descanso devolvía la ventaja en el partido y en el marcador al Platja de Palma que, aprovechando la ausencia de Olasumbo, endosaba a su rival un parcial de 2-10. Se repetía el guión del principio del partido y el mismo protagonista, Sanborn, que recibía balones y aprovecha perfectamente su ventaja para anotar. Tiempo muerto local y Salvo devolvía, lógicamente, a Olasumbo a la pista. Éste asumía el protagonismo anotador de los suyos, muy bien acompañado por un magnífico tirador como Luis González, y el partido entraba en una dinámica de igualdad que ya marcaría el mismo hasta el final.

Se entraba en el último periodo con mínima ventaja para los locales (63-62) y la emoción por todo lo alto. Olasumo seguía a lo suyo, anotando, pero, con Sanborn en el banco con 4 faltas, era perfectamente correspondido por Toni Cañellas, que seguía anotando todo cuanto lanzaba, y Sergio Rodríguez que, de nuevo, aparecía en los momentos calientes. Por su parte, un bravo Llorenç Llompart, poco afortunado en ataque, se fajaba en defensa y mantenía el tipo en el rebote.

Ningún equipo lograba imponer su dinámica y el intercambio de canastas daba paso a un final en el que el Platja de Palma ya especulaba con el marcador de cara a la vuelta y el Marín buscaba una victoria de mérito e importante como factor moral. Tras varias controvertidas decisiones arbitrales, parte de una actuación global en tono más bien casero, el partido se decantaba para los locales como bien lo pudo haber sido para los visitantes.

En definitiva, un entretenido y vibrante partido, con una gran actuación local y un Platja de Palma, lejos del de las grandes ocasiones, pero que se lleva un resultado que le hace albergar muchas esperanzas de cara al partido de vuelta. Eso sí, el Marín demostró en la pista que no lo pondrá nada fácil y que nuestros jugadores deberán recuperar su mejor nivel para superar a los gallegos. Si lo recuperan, la eliminatoria, y por ende el ascenso, serán mallorquines, si no, habrá que sufrir hasta el final.

El desenlace final, el próximo sábado 4 de junio a las 20:30. Un Toni Servera hasta los topes (se pondrán sillas a pie de pista) será el sexto jugador que tiene que impulsar a los nuestros al sueño del ascenso. El sábado, como decía Serrat... "puede ser un gran día".


Ver estadística partido

 

          

fibwi.pngimprentabahia.pngcolegio.pngair_europa_ok_(1).pngcaixabank_logo_optimitzat_patrocini_cmyk_300dpi.pnglogo-fundacion-vertical-tp.pnglogo_balearia_png.pngblanca2negre2.jpginst_fertilidad_ok.png9_quiron.jpgalsa2.pngibacar.pngalua2b.jpg

 

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de navegación y realizar tareas de analítica. Una vez acepte no volverá a ver este mensaje. Si no está de acuerdo le invitamos a consultar nuestra -> política de cookies.

Acepto cookies de esta web